ESCENOGRAFÍA OBRA TEATRAL MEDIAGUA: Laboratorio de diseño #1 “fuegos” [Performance]

MEDIAGUA LABORATORIO 1: CATALOGO DE FUEGO CENTRAL Y PERIFUEGO

PROYECTO MEDIAGUA – LABORATORIO ESCENOGRÁFICO
Investigación Escenográfica: Cristian Espinoza, Denisse Duarte, Felipe Montalva
Performance: Denisse Duarte
Cia Teatro La Peste. Dirigida por Danilo Llanos

22.7.2011
Espacio SITTIVAL, Valparaíso

[ACLARACIÓN: Mediagua, es el nombre que se le da en Chile a viviendas de emergencia. Desde la dictadura organizaciones de asistencia social le dan este nombre a un tipo de vivienda social prefabricada que construyen como solución provisoria y que se vuelven permanentes. Esta remplazan los antiguos planes de vivienda popular construidas entre el estado y las cajas de ahorro y crédito y cooperativas de ahorro obrero, organismos cerrados y perseguidos por Pinochet]
mediagua2_03

PRETEXTO
El primer laboratorio de investigación giró en torno a la construcción de un cubo de velos de 1.8mts Cúbicos con un televisor y una silla en su centro.
Establecimos con esta puesta que el nucleo de la condición “hogar” en el sentido semiótico estaba dado por un centro y un perímetro. Establecimos también que ese centro lo ocupaba la figura totémica del televisor, y que el perímetro era un cerramiento translucido.

¿Translucido en que sentido? translucido porque al igual que la propiedad privada brinda la ilusión de cofre hermético y privativo, pero en su realidad es permeado por instrucciones normativas e implantes de deseos desde el máximo interior, haciendo todo el conjunto una enorme caja de resonancia audiovisual de signos unidireccionales y mediaticos (mass-media.) Esto significa que tanto la ilusión de hermetismo y “privacidad” como la infósfera y psicósfera irradiada por el televisor permanentemente encendido invierten la intimidad y lo llevan a un máximo nivel de exposición, de exposición a los aparatos disciplinares y de control construyendo una partitura de habitar que es seguida incuestionadamente por los habitantes de dicho “hogar”.

EL televisor vuelve el interior un máximo exterior, exterior en el sentido de exposición a la infósfera.

Sabemos que la antigua intimidad dada por ejemplo en chile por la choza con el fuego central era en efecto una máquina de intimidad en que el fuego (razón etimológica de la palabra hogar) cumplía el rol de unidad: no solo un fuego práctico de alimentación y calor, sino también el fuego de la reunión y el trance natural, de la contemplación natural del animal- humano y que se suprime paulatinamente con el higienismo y la ciudad industrial del siglo XVIII.

El fuego central es remplazado por el televisor, en vez de hogar se tiene un hipno-habitat.
La sucesión de máquinas y dispositivos en que el clímax del siglo XX es el televisor y que hoy se ha desplazado a aparatos móviles y luego será reemplazado por implantes y prótesis (por ejemplo google glass) coloca un mediatizador en el lugar del trance natural desviando el decurso de la contemplación y ensimismamiento natural de la inteligencia animal-humana hacia el cause de implantaciones simbólicas produciendo alteraciones a nivel de los deseos: ansiedad, depresión, hipertrofia sensorial, indolencia, etc. todos productores de stress al mismo nivel que las plantas de cautiverio que son hiper estimuladas para producir excedentes extraordinarios.

En el centro del hogar(de los afectos) un nuevo fuego, radiante y eléctrico cuyo fin es interferir en la máquina deseante y producir plus-producción.

El control se ejerce desde el centro del aparato psíquico a través de la tecnociencia ya no necesitando discurso disciplinar alguno, solo necesitando máquinas que guionizan las acciones a través del simulacro y la desinformación, reuniendo a las “masas”, pero reuniéndola separadamente.

La casa sigue siendo el mismo aparato rústico y primitivo, la tecnociencia se aplica solo en los aparatos de control y plusproducción: aparatos de mediatización y comunicación, aparatos de transporte de trabajadores, aparatos de guerra y policiales, aparatos de explotación y vigilancia, aparatos de narcotización y economización de materiales,aparatos de simulación y programación de los deseos.

ACCION: FUEGO 1 – TELE
mediagua1

En torno a la Televisión: lo doméstico, la reunión y el trance. Denisse debe realizar la sencilla acción de habitar este nuevo fuego radiante: prende la TV, hace zapping, mueve la antena, se acomoda, mira el monitor.
La acción que realiza es grabada a través del velo y proyectada en el velo a la misma escala.Cuando proyectamos su acción, ella vuelve a repetir la acción.  Se produce una sobreposición de la acción realizada dos veces.

Esta acción obedece a un ritual diario, en nuestro experimento simulamos dicho ritual dos veces y superponemos una vez sobre la otra. Podría ser hecho 300 veces, simulando los trecientos días de trabajo de un asalariado por ejemplo.
O por ejemplo supongamos que filmamos todos nuestros despertares y los superponemos, buscando el camino de domesticación que traza la programación neurolinguistica.

Buscando también la fuga en ese trazado, las diferencias ocasionales que desde el cuerpo buscan huir de la programación.
Queremos ver lo igual y lo distinto, lo que en efecto se repite y lo nuevo. A lo nuevo le llamamos BIFURCACIÓN.
Bifurcación porque abre la posibilidad de una trayectoria distinta.

La proyección en el velo es la acción que condiciona la acción sucesiva. Es como un reality show o un matinal de televisión. Una puesta en escena que considera hasta los mínimos gestos y los proyecta para ser replicados. Denisse interactúa con su proyección, toma un encendedor y trata de quemarla, aunque quemarla signifique a un nivel quemarse a sí misma, busca romper la repetición, su acción es un primer gesto político en nuestro laboratorio. El siguiente ejercicio sigue el curso de su acción 1.

ACCION: FUEGO 2 – QUEMAN UNA MEDIAGUA
mediagua2

Una vez felipe nos habló de una noticia que vió en la tele.Una mujer acompañada de sus vecinos decidió quemar una mediagua, quemó su hogar como un acto de protesta.
Es difícil imaginar la miseria que la llevó a realizar dicha acción, la noticia de la tele no se detuvo en ello, solo habló de demandas.

Decidimos montar el registro televisivo de dicha acción en nuestro hipno-hábitat de 1.8mts3.
Queríamos sentir de algún modo ese fuego de destrucción. Sabíamos que en ese acto había dolor y purificación. Sabíamos también que significaba quedar a la deriva y a la intemperie.

En el fuego, todo lo demás se vuelve sombra, y las sombras proyectadas con las sombras de Denisse y Felipe se confunden. En el fuego el individuo se diluye, solo quedan rasgos hechos por sombras. Algo integrador hay en esa imagen que nos pareció una pista.

Es la primera vez que nos aproximamos a la mediagua. La mediagua aparece como una unidad mínima, un borde, un límite.
Luego de la mediagua solo hay intemperie, ya no hay más hogar. ¿Que fuerza llevó a la mujer de la “noticia” a quemar su mediagua? ¿Porque decidiría quedar sin hogar? ¿Que es un hogar?
La mediagua es la ridícula unidad mínima que nos hizo sospechar del hogar como configuración. Ahora todo lo que estuviese asociado a un hogar estará bajo sospechas: baño, cama, televisor, cepillo de dientes, familia, puerta, muro, techo…

Aquel que queda sin techo se vuelve un fantasma, un deambulador, un indeseable, fuera del límite del lenguaje, fuera de la sociedad, la mujer que decidió quemar su hogar sabía también eso. En este ejercicio sabíamos que la mediagua debía ser quemada.


ACCIÓN: FUEGO 3 – INTIMIDAD
mediagua3En el centro del cubo remplazamos el televisor por un platillo; en este, Denisse creó un pequeño fuego de papeles con palabras y lo registramos con una cámara conectada a un proyector.
Lo que registró la cámara se proyectó sobre el cubo instantáneamente por el método de circuito cerrado.
La cámara hace close-up al fuego para capturar la mirada del trance y amplificar lo micro a macro.

Esta acción la llamamos “Intimidad” y vamos tras el fuego perdido, tras el trance perdido de los hogares anteriores a la gran revolución capitalista.
A diferencia del fuego anterior, el fuego que proyectamos es el fuego que los medios no proyectarán jamás. Es un fuego sin mensaje alguno, un fuego que no significa nada, que no entrega nada a la interpretación ni simboliza nada. Un fuego gratuito al que no se le puede sacar partido alguno, un fuego improductivo. Es simplemente el fuego antiguo que reunía en torno a sí a los animales-humanos.
La acción duró lo que duró la quema del último papel con palabras.

PROYECTO MEDIAGUA COMPLETO: https://fabulasmecanicas.wordpress.com/mediagua/

………………………………………………………………………………………………………………………………………………………………………………………………………………………………………………….